Deuda en pesos: ¿cuánto logró Caputo en último test del mes?


El ministro de Economía, Luis Caputo, obtuvo este martes 30 de enero en la última licitación de deuda del Tesoro del mes fondos por un valor efectivo de $1,35 billones. En esta oportunidad, el Tesoro prácticamente no afrontaba vencimientos, por lo cual el organismo señaló a través de un comunicado: “En un marco donde observamos interés del mercado por extender plazos, el producido de esta licitación se destinará a la recompra de deuda del Tesoro en cartera del Banco Central”, con el fin de seguir saneando el balance de la entidad monetaria.

Lograr un buen resultado también era clave para no sumar más presión al dólar blue y las divisas financieras, en un contexto donde la exclusión del capitulo fiscal del proyecto de Ley ómnibus provoca un escenario de incertidubre, y más exceso de pesos acentuaría la tensión.

Los analistas prevían que el Tesoro obtendría un buen resultado, dado que ante la vigencia del cepo cambiario le juega a favor. Y además el BCRA en la víspera informó que seguirá ofreciendo puts (derechos de venta) a las entidades financieras para los títulos que sean emitidos a partir del 30 de enero de este año con vencimiento hasta el 31 de diciembre de 2027, en una operación similar a la ofrecida desde julio de 2022.Adicionalmente a esto, la autoridad monetaria aseguró que estará presente en el mercado secundario comprando los títulos emitidos a partir del 30 de enero por el Tesoro.

Los analistas de Delphos Investment señalaron que la entidad monetaria “intenta incrementar el atractivo de los nuevos títulos incluidos en la licitación ofreciendo ventanillas” de liquidez frente a episodios de volatilidad”.   

Asimismo, en el mercado están expectantes acerca de si finalmente en febrero el Gobierno avanzará en la definición de un canje voluntario de deuda en pesos para descomprimir el perfil de vencimientos previstos en 2024.  Hace unas semanas, el titular de la cartera económica junto con el secretario de Finanzas, Pablo Quirno, habían mantenido una reunión con bancos para tantear la posibilidad de un megacanje de deuda. Según los trascendidos, Finanzas está dispuesto a intercambiar la deuda que vence en 2024 por instrumentos con vencimiento en 2025, 2026 y 2027 que estarían atados a la evolución de la inflación.

Deuda en pesos: ¿cuál fue el menú?

La licitación se desarrolló en un contexto donde los dólares financieros, Contado con Liquidación y MEP muestran mayor volatilidad tras el traspié por el capítulo fiscal del proyecto de Ley ómnibus que pone en duda la viabilidad del ajuste que impulsa el Gobierno y la posibilidad de llegar al equilibrio financiero este año.

Economía ofreció tres BONCER con cupón cero con vencimientos el 30 de junio de 2026, 2027 y 2028.

No obstante, la cartera económica en el comunicado de convocatoria de esta licitación aseguró que “el equilibrio financiero en 2024 es un compromiso central del Ministerio de Economía que elimina la necesidad de recurrir al endeudamiento para financiar el déficit fiscal”.

Para enfrentar esta licitación, la secretaría de Finanzas elaboró un escueto menú de 3 instrumentos de deuda, todos ajustados por inflación en un escenario donde el costo de vida de diciembre fue de 25,5%, y para enero se estima una desaceleración que rondaría en 20%, o algo menos, según los últimos datos de alta frecuencia de algunas consultoras.

En la canasta ofrecida hay, tres Bonos del Tesoro Nacional en pesos cero cupón ajustadas por CER, con vencimientos el 30 de junio 2026 (TZX26), otro que caduca el 30 de junio de 2027 (TZX27), y el otro expira el 30 de junio de 2028.

Los analistas de Facimex Valores evaluaron que “el nuevo equipo económico sigue aprovechando las condiciones de mercado (la curva CER rinde negativo hasta 2028) para colocar deuda CER larga y continúa sin ofrecer alternativas atadas al tipo de cambio oficial (bonos dollar linked o Duales) desde la devaluación”. Y consideraron que  “los Boncer a 2026 y 2027 son demasiado largos para ser atractivos, en un contexto de tasas reales en torno a mínimos históricos, por el altísimo riesgo duration”.

Deuda en pesos: quedó desierta adjudicación bono de 2028 

En la licitación de este martes se recibieron 450 ofertas que representaron un total de valor nominal de $ 2,34 billones, lo que significó un valor efectivo adjudicado de $ 1,35 billones. El Ministerio de Economía informó que con esos fondos “procederá a realizar una oferta de recompra de la deuda del Tesoro Nacional en cartera del BCRA por un valor efectivo de $1.350.000 millones”. Y precisó que “el título a recomprar, al precio de cierre del día de hoy, es el bono del Tesoro Nacional en pesos ajustado por CER 4,25%, con vencimiento el 13 de diciembre de 2024 (T5X4)”.

La mayor demanda se concentró tal como preveían los analistas en el Boncer de más corto plazo, el que vence en 2026, en el que se adjudicó $ 1.14 billones, mientras que se declaró desierta la adjudicación del Boncer con vencimiento en 2028.

Economía usará los fondos que consiga en la licitación para recomprar deuda del Tesoro en cartera del BCRA.

Pedro Siaba Serrate, estratega de PPI consideró que la licitación logró un “interesante resultado”, y destacó que “a priori, fueron un poco más generosos en el título al 2026”.

“Mirando la curva en el mercado secundario, el título parecía que debía cortar a una tasa bastante más negativa (área -5%). Lógicamente, explicó el 88.8% del monto capturado en la licitación. En tanto, el instrumento a 2027 salió a una tasa mucha acorde a lo que pensábamos, aunque representó poco menos del 11.2% del monto total colocado”, comentó.

El analista señaló que el hecho de que “el TZX28 haya quedado desierto sugiere que los bancos prefirieron no estirar tanto la duration, en especial, dado que no iban a licitar puts para este instrumento”. 

Los analistas vaticinaban que el Tesoro iba a lograr un buen resultado. En ese sentido, Mateo Reschini, analista de Inviu esperaba demanda del mercado al haber “tantos pesos todavía regulados por el control de cambios”, sin importar lo que pasó con la eliminación del capítulo financiero”.

En sintonía, Nicolás Calabria, Porfolio Mananger de Adcap Grupo Financiero, también prevía que la licitación iba a “ser favorable para el Gobierno, consiguiendo un alto grado de participación” al alegar que “a pesar de evidenciarse bajas a lo largo de la curva CER en los últimos días, se sigue viendo demanda por productos con cobertura por inflación”.

Fuente: iprofesional.com

Previous Por qué el DNU de Milei quedó en situación de ¨escándalo jurídico¨ y deberá intervenir la Corte Suprema
Next Turismo: precios de los pasajes aéreos se incrementaron hasta 17.525% en 4 años