Precios: NO HABRÁ AUMENTO, PERO SI FALTANTE DE COMBUSTIBLE


Desde la Cámara de Expendedores de Combustibles de la provincia, se ratificó que se mantendrá congelado el precio de los combustibles hasta el mes de enero. Pero advierten que esta decisión podría llevar al desabastecimiento.

Alfredo González, titular de la Cámara explicó que quedaron suspendidos todos los aumentos impositivos hasta el año que viene. Pero esa decisión acarrea un grave problema con las petroleras que son las que definen los precios: “congelan los precios pero no va haber combustible”, aseguró.

“El precio del combustible mayorista no está congelado, ya tuvo aumentos en el orden del 15% en los últimos cuatro meses y ha pasado el precio surtidor. Esto trae como consecuencia, que los mayoristas, los que consumen grandes volúmenes de combustible, van a empezar a concurrir a las estaciones de servicio y no hay combustible para todos” Explicó el dirigente.

También anticipó que “vamos a tener un fin de año muy complicado si los precios no se acomodan”. “Es lo que viene pasando  siempre cuando los precios se congelan durante mucho tiempo”.

Recordemos que hace pocos días atrás, el  presidente de YPF, Pablo González explicó que el rumor de la suba en el surtidor se funda en el incremento previsto del Impuesto de Combustible Líquidos (ICL) que en mayo último fue postergado hasta el 1 de diciembre de este año, y que podría tener una nueva prórroga, según indicó.

Por otro lado, González negó que haya existido un “congelamiento” de precios en las naftas, y sostuvo que a principios de este año la empresa explicó “cuál iba a ser el plan de inversión y cómo iban a ser los aumentos”.

Además, analizó que “el problema que está existiendo” es “la presión del mercado en relación al precio del commodity internacional (actualmente a más de US$ 80) que provoca que muchas productoras quieran exportar”, debido a que “en el mercado interno se está comprando y vendiendo a US$ 60”.

Por otro lado, destacó los resultados positivos de ganancias y producción de YPF, pues la empresa registró en el tercer trimestre del año una ganancia neta de $ 23.000 millones, con un crecimiento de la producción de hidrocarburos de 17% respecto del último trimestre de 2020.

“Hace mucho que YPF no tenía un resultado positivo de ganancias así, además de aumentar la producción de petróleo y gas; y de haber podido reducir la deuda que tenía en US$ 650 millones ubicándola a niveles del año 2015”, afirmó.

Fuente: elexpresodejujuy.com.ar

Previous Jujuy Hábitat: 118 familias de El Carmen recibieron lotes
Next “Rodanteros” se sumaron a la protesta nacional contra la nueva patente